En nuestro museo, para poder mantenerlo en las mejores condiciones, tenemos contratada a una empresa de limpieza en barcelona; en concreto, por si os interesa saber cuál es, estamos hablando de la empresa http://www.empresadelimpiezaenbarcelona.es/  muy conocida en el mercado. El otro día escuchamos una noticia relacionada con el arte y la limpieza que nos pareció tan curiosa que la hemos compartido aquí.

Para conocer los hechos nos tenemos que ir directamente al “Museo Bolzano de Milán”, en donde una limpiadora confundiría una instalación que se había hecho con botellas vacías (que era la obra de las artistas Eleonora Chiari y Sara Goldshimied) con los desperdicios que habían quedado de una fiesta y lo tiró a la basura. Antes, cómo cabría imaginar, lo metió todo en bolsa de basura, cerró y lo lanzó al contenedor.

Esta obra tenía por título “¿Dónde vamos a bailar esta noche?” y, cómo cabría esperar, consistía en simular un salón en cualquier parte en el que se había celebrado una fiesta. Estaba compuesto tanto por botellas de champagne, confetti, incluso había una bola de espejos en el lugar.

Después de la confusión, el museo ha pedido las disculpas pertinentes y ha vuelto a colocar la obra; eso si, tras haber pedido permiso previamente a las artistas

Sin embargo, después de haber investigado un poco más, descubrimos que no es la primera vez que pasa algo así. Sin ir más lejos, 4 años antes de eset incidente, en el museo Ostwall de Dortmund (En Alemania), una empleada daño una obra de arte que estaba valorada en 800.000e, porque simplemente pensó que estaba sucia y que había que limpiarla.

El mundo del arte: tan extraño como siempre.+